El ex presidente de la Reserva Federal estadounidense, Alan Greenspan, ha reconocido en sus memorias que serán publicadas la próxima semana que la guerra de Irak comenzó en 2003 “por el petróleo”, en un repaso a su carrera al frente de la institución, y en el que afirma haber mantenido excelentes relaciones con el ex presidente Clinton.

Greenspan, de 81 años, admitió “entristecido” el “inconveniente político que supone reconocer lo que todo el mundo sabe: que el principal motivo por el que se inició la guerra en Irak es el petróleo”

Sobre la administración Bush, el ex presidente de la FED afirma que “difiere de la reencarnación de la administración Ford que había imaginado”. “Ahora las operaciones políticas son mucho más dominantes”, afirmó Greenspan.

Visto en elpais.com.

Anuncios