Y nos referimos al Dios del cristianismo, ya que en cada religión suele haber al menos uno de estos “entes”.

Interesante artículo el que escribe Javier Ubilla en su blog:

Siguiendo con las traducciones de God is Imaginary, sigo con una que me pareció curiosa por el peso histórico que conlleva y como a través de las diferentes culturas más influyentes (de acuerdo a su riqueza mítica,literaria, musical, social, etc) es posible desembocar casi de forma natural en la formación del cristianismo. Sin más preámbulos comienzo la traducción, que por lo demás es libre.

Una mirada a los dioses históricos.

La creencia en “dios” parece ser ubicua[1] a través de los años.

Sabemos, por ejemplo, que los antiguos egipcios creían tan fervientemente en sus dioses que construían grandiosas edificaciones como la Gran Pirámide — siendo a día de hoy una de las construcciones más grandes y duraderas que se haya creado. Independiente de tal fervor y manifestaciones, hoy en día tenemos la certeza que los dioses egipcios fueron imaginarios. No seguimos construyendo pirámides ni momificando a nuestros lideres.

Más recientemente sabemos que decenas de millones de romanos adoraron a Zeus y a sus amigos, y a ellos edificaron grandiosos templos.Las ruinas de esos templos soy populares atracciones turísticas, incluso a día de hoy. Ahora tenemos la completa certeza que esos dios eran imaginarios, pues no seguimos edificando templos a Zeus y compañía.

Mucho más reciente. Sabemos que la civilización azteca creía en sus dioses de forma tan intensa que construyeron enormes templos y pirámides.Además de eso, eran tan entusiastas que hubo sacrificios humanos hasta tiempos tan recientes como el siglo 16.Independiente de la intensidad, de todas formas, sabemos hoy en día que esos dioses eran completamente imaginarios. Los aztecas estaban fuera de sus cabales para asesinar a tanta gente en nombre de dios. Matar a una persona no tiene efecto alguno sobre las lluvias o algo por el estilo. Todos lo sabemos. Si sus dioses hubiesen sido reales, aun estaríamos sacrificando gente.

En la actualidad “Dios” es tan imaginario como los anteriores dioses históricos. El hecho que millones de personas crean en él y lo adoren es, como vimos, insignificante.

El “Dios” y el “Jesús” que los cristianos veneran en la actualidad son tan solo amalgamas formadas en los antiguos dioses paganos.La idea del “nacimiento virgen”, el “entierro en una tumba de roca”, “resurrección tras los 3 días” y “comer de su cuerpo y beber de su sangre” no tienen nada que ver con Jesús. Todos los rituales cristianos son completamente artificiales, generados por el hombre. El cristianimos es una bola de nieve que ha rodado sobre una docena de religiones paganas. A medida que la bola de nieve crece, adjunta libremente rituales paganos con el fin de ser mas sabrosa hacia los conversos. es posible encontrar antecedentes en la literatura popular:

* “Los vestigios de religiones paganas en la simbología cristiana son innegables. El disco de sol egipcio se volvió la aurolea de los santos católicos.Pictogramas de Isis atendiendo a su milagrosamente concebido hijo Horus se volvieron el esbozo de las modernas imágenes de la virgen María atendiendo al bebé Jesús. Y virtualmente todos los elementos del ritual católico – el altar, la comunión, el acto de “comerse a dios” – fueron tomados directamente desde religiones anteriores.

* “Nada en el cristianismo es original. El dios pre-cristiano Mithras – llamado el Hijo de Dios y la Luz del Mundo – nació un 25 de diciembre, murió, y fue enterrado en una tumba de roca para luego resucitar a los 3 días. Por cierto, el 25 de Diciembre es además el cumpleaños de Osiris, Adonis y Dionisio. El nacimiento de Krishna se presentó con oro, incienso y mirra. Incluso la semana santa cristiana fue robada de rituales paganos.”

Es extremadamente dificil para un cristiano asimilar y procesar esta información, no obstante, es la verdad. Todos los “rituales sagrados” del cristianismo y todas las creencias (nacimiento virgen, resurrección) vienen directamente de religiones que fueron populares en los tiempos de Jesús. Artículos como este pueden ayudarte a aprender al respecto. Una vez que se entienden las verdades fundamentales del origen del cristianismo, la farsa se vuelve evidente.

Obviamente los creyentes paganos, de donde el cristianismo derivó su mito, se dieron cuenta que dios era imaginario. Y nuestro “Dios” no es más que una extención de esas antiguas creencias. Todos los dioses son imaginarios.

[1]ubicuo, cua.

(Del lat. ubīque, en todas partes).
1. adj. Dicho principalmente de Dios: Que está presente a un mismo tiempo en todas partes.
2. adj. Dicho de una persona: Que todo lo quiere presenciar y vive en continuo movimiento.

Sacad vuestras propias conclusiones y no os olvidéis de ponerlas en común a través de los comentarios

Anuncios